Herramientas para dar clase

Los gestores de contenidos para educación o Sistemas de gestión de Aprendizaje (SGA) son programas que se emplean para administrar, distribuir y controlar las actividades de formación no presencial o educación en línea de un centro educativo.

Básicamente sirven para:

- Organizar los Materiales de Aprendizaje 

- Supervisar el progreso de los estudiantes

- Personalizar creando usuarios individuales

El aprendizaje colaborativo es una de las técnicas didácticas más utilizadas por los docentes de todo el mundo. El entorno virtual requiere de unas herramientas que faciliten la cooperación de los grupos de trabajo y les ayuden a organizarse mejor, optimizar el trabajo y, quizá lo más importante, mantener al equipo comunicado.

Garantizar el almacenamiento, acceso e intercambio de documentos en el aprendizaje en línea es una parte clave del proceso. Alumnos y profesores deben ser capaces de acceder desde cualquier lugar y en todo momento a sus documentos en un espacio común. De ello se encargan los servicios de almacenamiento en la nube.

El aprendizaje en línea utiliza las videollamadas frecuentemente, ya sea para impartir docencia de manera sincrónica con todo el grupo, en pequeños seminarios o bien para realizar tutorías individuales. Las principales plataformas ya tienen incorporada esta función. Por ejemplo la suit de Google opera con Meet, Microsoft incorpora las video conferencias en Teams; Blackboard Collaborate la lleva de serie y Moodle da la opción de incorporarlo mediante plug-ins de terceras partes. 

La gamificación es una técnica en la que se utilizan elementos propios de los juegos en ambientes no lúdicos. Su finalidad es transmitir mensajes, contenidos e incluso modificar comportamientos, mediante experiencias significativas y lúdicas con la intención de aumentar la motivación, y por tanto, el interés y el compromiso de los estudiantes. Entre estos elementos propios del juego destacan la competitividad y los premios al margen de una estética más atractiva.